Crea una tienda online que funcione

En el momento de crear una tienda online donde poner a la venta tus productos o servicios, muchos no saben como comenzar o gestionarlo. Para vender por internet con un mínimo de garantías de éxito necesitas tener en cuenta una serie de aspectos.

Con el fin de ayudarte en tus inicios, voy a compartir contigo ciertas claves que debes tener en cuenta, sin dejar escapar ninguno de los aspectos esenciales para que puedas crear tu propia tienda online y empezar a generar ventas.

  1. Recurre al SEO Long Tail: es importante que tu web genere tráfico, pero más aún lo es el que proviene de un buen uso del posicionamiento SEO. Para lograrlo es necesario que hagas uso del SEO “Long Tail”, lo cual te permitirá marcar una diferencia entre la competencia y atraer más clientes. Con el uso del SEO «Long Tail» nos referimos al uso de frases más largas y específicas como palabras clave de busqueda, estas generan un trafico menor que las palabras clave específicas, pero el trafico generado está más acorde con tu negocio y es mas cualificado.
  2. Utiliza una navegación intuitiva: lo cual no puedes pasar por alto al momento de crear tu tienda online, pues debes hacer uso de un buscador que resulte útil para tus usuarios, ya que en la mayoría de los casos resulta un enredo para tus clientes, y por tanto, pierdes ventas.
  3. Las imágenes deben ser de calidad: ya que esto contribuye a que el cliente sienta confianza, una vez que pueda visualizar lo mejor posible el producto. Tus ventas serán más rápidas si logras cumplir con este punto y ofreces imágenes de calidad de tus productos o servicios.
  4. Permite a tus clientes que opinen: es importante que tus clientes puedan expresarse, así que olvida el temor de los comentarios negativos, especialmente si estos vienen de la competencia. Al contrario, permite que tus clientes dejen una opinión sobre los productos o servicios que ofreces. Aunque tú puedes filtrar lo que deseas que se publique, aun así te sugerimos permitir las críticas y aprovecharlas para dar a conocer aspectos positivos sobre tu tienda.
  5. Evalúa si realmente vale la pena competir globalmente: es decir, por el hecho de que tu tienda se gestione a través de una página en inglés, no quiere decir que podrás vender a lo largo del mundo. Si decides internacionalizar tu negocio, esto al inicio podría ser dificultoso y poco rentable.
  6. Agrega valor: más que el precio, trata de brindarles algo diferente a tus clientes y que agregue valor, es decir, muéstrales algo distinto, para que logres diferenciarte de la competencia.
  7. Aclara los costos: si no quieres poner de mal humor a tus clientes, desde el inicio esclarece los costos por concepto de impuestos y de envío. No dejes que al final se lleven una sorpresa no muy grata y se le lleven una mala imagen de ti.
  8. Asegúrate que la pasarela de pagos funcione perfectamente: este punto es importante, y debes verificar que todo funciona a la perfección. También puedes acudir a herramientas, como Analytics, para detectar por qué tus clientes se marchan, y así poder hacer correcciones.
  9. Aprovecha la utilidad de los sellos de calidad: ya que con tantas tiendas en línea, son muchos los usuarios que temen dar a conocer los datos de sus tarjetas al momento de pagar. Por medio de este tipo de sello la resistencia será mucho menor, y tus ventas incrementarán.
  10. Los tiempos de entrega del producto: es crucial que el cliente conozca cuándo le llegará su producto, y tú debes asegurarte que esto se cumpla.
  11. Seguimiento del pedido: aunque no es un detalle imprescindible, sí te permitirá ganar la confianza de tus usuarios su posees este servicio de seguimiento de pedido.
  12. Las políticas de devolución deben ser flexibles: muchos clientes suelen quejarse por este motivo principalmente, así que flexibiliza las tuyas para que consigas más ventas.
  13. Trabaja por fidelizar a tus clientes: para ello necesitarás atraer tráfico a tu sitio, así como ganar clientes fieles. Válete de los buscadores, para lograr posicionarte, el uso de las redes sociales y de un blog, usa descuentos u opfertas para clientes frecuentes.
  14. Intenta atrapar clientes potenciales (leads): es decir, pese a que tengas mucho tráfico, es importante que mantengas el contacto, y esto lo harás obteniendo el nombre y el email de tus visitantes. Para conseguirlos puedes recurrir por estrategias como concursos, o aplicaciones de Facebook, para que los usuarios dejen sus correos. Una vez que los tengas, requerirás de una estrategia de marketing efectiva.
  15. Mantén el interés: especialmente por medio de las redes sociales. Trata siempre que tu marca esté en las conversaciones de tus usuarios, promueve las interacciones sobre tus productos o los servicios, por medio de la tienda online o de las redes sociales.
  16. No descartes ninguna herramienta para incrementar tus ventas: tales crear planes de afiliación, utilizar apps para que también puedan hacer compras por medio de ellas, entre otros recursos.
  17. Monitoriza: debes tener presente que para mantener las ventas en tu tienda debes fidelizar a tus clientes, y para ello es importante que hagas uso de la analítica web, especialmente para hacer las correcciones que necesites. Puesto que las ventas en tiendas físicas son diferentes que en tiendas online, en estas últimas no puedes deducir conclusiones a partir del comportamiento o gestualidad de tus clientes, sino que necesitas recurrir a herramientas para estudiar las conversiones, por ejemplo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *